Physical Address

304 North Cardinal St.
Dorchester Center, MA 02124

¿Es peligroso tomar mucho alcohol aunque no me emborrache?

Aunque muchas personas no lo vean así, los peligros asociados con el consumo de alcohol, incluso si no se llega a embriagar. Aquí te mostramos algunos.

Foto de ELEVATE
  1. Daño al hígado: El consumo regular y excesivo de alcohol puede llevar a enfermedades del hígado, como la esteatosis hepática (hígado graso), la hepatitis alcohólica y la cirrosis hepática.
  2. Problemas cardiovasculares: El consumo excesivo de alcohol puede aumentar el riesgo de hipertensión arterial, arritmias cardíacas, enfermedades del corazón y accidentes cerebrovasculares.
  3. Problemas gastrointestinales: El alcohol puede irritar el revestimiento del tracto gastrointestinal, causando inflamación, gastritis, úlceras y aumentando el riesgo de cáncer de esófago, estómago y colon.
  4. Deterioro cognitivo: El consumo prolongado y excesivo de alcohol puede afectar la función cerebral, causando deterioro cognitivo, problemas de memoria, dificultades de concentración y demencia.
  5. Dependencia y adicción: El consumo habitual de alcohol puede llevar a la dependencia y adicción, lo que dificulta el control del consumo y puede tener un impacto negativo en diversas áreas de la vida de una persona, incluyendo relaciones, trabajo y salud mental.
  6. Riesgos para la seguridad: Incluso si no se llega a embriagar, beber alcohol puede afectar las habilidades motoras, el juicio y la percepción, lo que aumenta el riesgo de accidentes de tráfico, caídas y lesiones.
  7. Problemas de salud mental: El alcohol puede agravar los síntomas de trastornos de salud mental existentes, como la depresión y la ansiedad. También puede aumentar el riesgo de desarrollar problemas de salud mental a largo plazo.
Foto: Kat Smith

Es importante recordar que el consumo moderado y responsable de alcohol puede no representar un riesgo significativo para la salud en individuos adultos sanos. Sin embargo, es fundamental conocer los efectos del consumo excesivo y comprender los límites seguros para cada individuo. Si tienes preocupaciones sobre el consumo de alcohol, es recomendable consultar con profesionales de la salud adecuados o buscar información de fuentes confiables y actualizadas.